quarta-feira, 14 de janeiro de 2009

¿Se muere Fidel, finalmente?


¿Se muere Fidel, finalmente?

El diario “Urgente24” acaba de publicar la noticia que sigue abajo sobre rumores de un agravamiento del estado de salud del Buitre del Caribe, Fidel Castro. Se comenta que hay posibilidades de su fallecimiento cercano pero, como eso fue al largo de cincuenta años anunciado y la realidad se ha probado ser todo el contrario, difundo únicamente para conocimiento sin cualquier comprobación todavía.

El misterio en torno a la muerte de conocidos líderes comunistas ya es casi leyendario; fue así con Lenin y Koba y, por supuesto, será también con Fidel. Quizás él ya no se fue hace tiempo y el pueblo no ha sido notificado para no causar “conmoción”. Bueno, pido a Dios solamente que ese monstruo abyecto sufra tanto cuanto hizo sufrir a sus miles de víctimas en medio siglo de tiranía y esclavitud. Que enfrente a sus ojos pase, como una película, cada cual de sus víctimas fusiladas, ahogadas, hambrientas, torturadas, hostigadas, acosadas; TODOS, uno a uno! No puedo pedirle a Dios que le perdone sus pecados sino que se persone ante su lecho de muerte y baje el largo brazo de Su Justicia.

Soy Latinoamericana va seguir alerta sobre todo en relación con el comportamiento del gobierno brasileño que, sin duda, va establecer “luto oficial”, pues aquí se llora por delincuentes, terroristas, malhechores, para nuestra vergüenza casi infinita.

Que Dios nos bendiga a todos y hasta la próxima!

Comentarios: G. Salgueiro

*****

Alarma internacional por el estado de salud de Fidel Castro

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24) Una boca demasiado grande y un ego dificíl de manejar encendieron subitamente una señal de alerta sobre el deteriorado estado de salud de Fidel Castro.

Las sugestivas palabras pronunciadas el pasado domingo por el presidente Hugo Chávez, durante una visita de empresarios argentinos a Venezuela aceleraron un interés que tiene larga data pero a causa del tal deterioro, levanta especial expectativa, sobre todo por el futuro de la isla.

"Sabemos ya que el Fidel aquel que recorría calles y pueblos con su estampa de guerrero, con su uniforme, y abrazando a la gente ya no volverá. Quedará en el recuerdo. Porque Fidel va a vivir, como está vivo, y vivirá siempre, más allá de la vida física. Y debe vivir, él lo sabe, años. Te necesitamos todavía", dijo el venezolano.

George Bush y Hillary Clinton se manifestaron al respecto y las autoridades norteamericanas más encumbradas se hicieron eco de la noticia. Inclusive la prensa internacional se interesó en el tema. Sobre todo porque desde el 16 de diciembre de 2008 no publica sus habituales notas en el diario Granma. Inclusive, llamó la atención que Castro no apareciera en los festejos por el 50 aniversario de la Revolución.

El periodista Juan José Fernández del diario El País de España escribió:

Sabemos ya que el Fidel aquel que recorría calles y pueblos con su estampa de guerrero, con su uniforme, y abrazando a la gente ya no volverá. Quedará en el recuerdo. Porque Fidel va a vivir, como está vivo, y vivirá siempre, más allá de la vida física. Y debe vivir, él lo sabe, años. Te necesitamos todavía". Estas palabras pronunciadas el pasado domingo por el presidente Hugo Chávez, durante una visita de empresarios argentinos a Venezuela, fueron la última pieza en el nuevo rompecabezas planteado en el exilio cubano sobre la salud y posible muerte del comandante. Se han vuelto a disparar las alarmas. Cumplido el medio siglo de revolución, Juan, un viejo anticastrista, comenta: "Si lo dice así el vocero oficial es que debe estar muy jodido. O ya no está, que es lo que pensamos muchos, y lo tienen guardado hasta que les parezca bien. Pero ahora ya tienen la cifra, los 50 años, y pueden anunciar su muerte".

Sin sus 'Reflexiones' desde octubre

El aún líder del partido comunista cubano no publica sus Reflexiones en la prensa desde octubre y despachó una fecha tan señalada como el 50º aniversario de la Revolución con un escueto mensaje de 16 palabras: "Al cumplirse dentro de pocas horas el 50º Aniversario del Triunfo felicito a nuestro pueblo heroico". Mario, uno de los muchos cubanólogos de Miami, sentencia: "Extraño en el prolífico comandante. Eso demuestra que si no le escribían todo, eso, al menos, seguro".

Mientras el exilio más reciente lucha contra las hipotecas y el paro, y no cree en nada más que el cada vez más complicado sueño americano, el más duro aprovecha cualquier resquicio para sustentar su odio. Una vez digerido el trago de que haya pasado el medio siglo y continúe el mismo enroque revolucionario con Raúl Castro como presidente, vuelve a agarrarse a lo único que parece real: la deteriorada salud de Fidel.

"Mientras él no desaparezca física y realmente, no habrá esperanza alguna de que algo se mueva", dice José, antiguo miembro de la seguridad y que conoce bien el entramado interno castrista. "La prueba es que los cambios propuestos por su hermano han quedado parados, porque fueron vetados. Sólo han ido adelante las boberías de los celulares y ya ni siquiera puede ir la gente a los hoteles. Todo es un descaro".

La mayoría de programas de radio y televisión tuvieron desde el lunes como tema único la situación. El viernes de madrugada, al parecer, hubo movimientos "elocuentes", en los ministerios del Interior y de las Fuerzas Armadas, tras un posible fallo cardiaco de Fidel. "Fuentes bien informadas" señalaron que Castro tuvo ya una recaída en diciembre, no reconoce a sus más allegados y no está ya ni para fotos, como las últimas con el segundo patriarca de la Iglesia ortodoxa rusa, o el presidente chino, Hu Jintao. La serie de visitas a La Habana de distintos presidentes latinoamericanos, como la próxima de la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, son un índice, según distintos analistas, de reafirmar a Raúl como sucesor antes de anunciar la definitiva desaparición de su hermano.

Aunque no lo exterioricen en la calle, muchos exiliados repiten que Fidel ya está muerto. "Lo único que le faltó decir es cuándo va a ser el sepelio", comentó uno sobre las palabras de Chávez. "El señor Fidel Castro ya no existe", dijo otro. Hasta se critica a Chávez por "querer robarle la noticia a Raúl", y ya en plena recta final de la toma de posesión de Barack Obama el día 20, uno más comentó: "Están esperando a que se vaya Bush para no tener que entregárselo a él y sí a su sucesor porque con él podrán negociar".

En el diario El Nuevo Herald, la periodista Liza Gross y Frances Robles escribieron:

Rumores sobre salud de Castro disparan alerta de Miami a Washington

Los observadores de la situación en Cuba, desde Miami hasta Washington, estuvieron el martes en alerta ante los rumores de que la salud de Fidel Castro había empeorado seriamente.

Aunque reconocen que estas especulaciones se repite periódicamente - el caso más reciente fue en agosto del 2007 - los que tienen vínculos regulares con Washington afirman que las autoridades no están tomando el asunto a la ligera.

"Fuentes de alto nivel en Washington han dicho que Castro está gravemente enfermo'', dijo Andy Gómez, asesor del U.S. Task Force on Cuba, una rama de la Institución Brookings formada por académicos y diplomáticos retirados. "Están siguiendo este asunto muy de cerca, observando si hay movimientos adicionales de seguridad y tropas. Hasta el momento no ha ocurrido nada''.

La continua ausencia de Castro en público, el hecho que lleva un tiempo inusualmente largo sin publicar sus "reflexiones'', el no haberse reunido con los presidentes que han visitado recientemente el país y las alusiones de su aliado venezolano Hugo Chávez a su estado de salud dan fuerza a informes no confirmados de la muerte cercana del ex gobernante cubano.

Funcionarios del Departamento de Estado admitieron que estaban al tanto de los informes pero negaron que estén observando de cerca las actividades militares en la isla. Sin embargo, la Casa Blanca emitió el martes una declaración del presidente Bush al pueblo cubano, que también parecía ser un mensaje al presidente electo Barack Obama, quien ha dicho que levantará las restricciones de viajes a la isla.

"Mientras buena parte del mundo celebra el comienzo de un nuevo año, Cuba celebra el 50 aniversario de una de las dictaduras más crueles en la historia de este continente'', afirmó Bush. ‘‘...mientras haya personas luchando por la libertad de Cuba, Estados Unidos estará de su parte y hablará en nombre de aquéllos cuyas voces han sido silenciadas temporalmente”.

"Todos los cubanos tienen el derecho a ser tratados con dignidad para que puedan progresar hasta donde le permitan su talento y su trabajo”, expresó declaración.

"Esta es la condición que mi gobierno y los gobiernos [estadounidenses] anteriores, más allá de su afiliación política, han esperado que cumpla el gobierno cubano para mejorar nuestras relaciones''.

Fuentes gubernamentales cubanas han dicho que Castro seguía gobernando en octubre, haciendo llamadas y dando órdenes a funcionarios de alto nivel. Fuentes en la isla dijeron esta semana que la reciente ausencia de Castro se debía a que mostraba una fuerte pérdida de la memoria y estaba incoherente.

Castro publicó su última "reflexión'' hace un mes y han transcurrido dos desde que se publicó su foto más reciente. No se dieron a conocer imágenes de su reunión en noviembre con el presidente ruso Dimitri Medvedev, no participó en las celebraciones del 50 aniversario del triunfo de la revolución el primero de enero y hasta donde se conoce no se reunió con dos presidentes latinoamericanos que visitaron la isla recientemente.

Su última "reflexión'' se publicó el 15 de diciembre. Y la última foto publicada, que lo muestra recibiendo con alegría al presidente chino Hu Jintao, se dio a conocer el 18 de noviembre. Tampoco se publicaron fotos de su encuentro con la escritora argentina Stella Calloni a principios de diciembre, aunque la autora dijo que parecía recuperado y alerta.

El presidente panameño Martín Torrijos no se reunió con Castro cuando visitó la isla el 3 de enero y el líder cubano no escribió sobre la visita de Torrijos. En su lugar, la página electrónica oficial del gobierno cubano publicó un discurso de Castro en 1976 en honor a Omar Torrijos, padre de Martín Torrijos.

De igual manera, el presidente ecuatoriano Rafael Correa regresó la semana pasada a su país y dijo que no había podido reunirse con Castro y que no sabía nada de su estado de salud.

Pero los comentarios más inquietantes vinieron del presidente Hugo Chávez, que durante su intervención semanal en televisión dijo que Castro nunca regresaría a la vida pública y añadió que, de cualquier forma, viviría más allá de su existencia física.

Cuando los rumores se extendieron por la comunidad cubanoamericana del sur de la Florida, un dirigente del exilio dijo que parecían más serios que informes similares en el pasado reciente. "Creo que finalmente Castro está en los últimos días de su vida'', dijo Ernesto Díaz, secretario general de Alpha 66, una de las más antiguas organizaciones militantes anticastristas. ‘‘En un futuro no muy lejano morirá''. Las declaraciones de Chávez de que Castro no se volverá a presentar en público y el hecho de que no haya publicado más artículos son señales de que puede tener problemas'', añadió Díaz.

Pero otro destacado miembro de la comunidad cubanoamericana dije que no está seguro de que esos informes vagos sean ciertos.

Max Lesnik, comentarista radial local que viaja frecuentemente a Cuba y tiene contactos con altas figuras del gobierno de la isla, dijo que había hablado por teléfono con un alto funcionario cubano el lunes y que el hombre - un amigo - no habló de la salud de Castro. "Hablamos de muchas cosas y en ninguna ocasión hizo referencia a Castro o a su salud. No noté ninguna preocupación en su voz'', dijo Lesnik.

Aunque reconoce que la prolongada ausencia de Castro es insólita, un veterano observador de la situación cubana exhortó a no llegar a conclusiones apresuradas. "Creo que hay algo en el ambiente'', dijo Jaime Suschliki, director del Instituto de Estudios Cubanos y Cubanoamericanos de la Universidad de Miami. "Si está enfermo o está mejorando, quién sabe. Tenemos que esperar''. Algún día morirá. Puede ser esta noche o quizás mañana. Nadie es inmortal. Es un viejo de más de 80 años”, añadió Suschliki. "Cuando veamos al Ejército en la calle y escuchemos las marchas fúnebres, entonces sabremos que algo ha pasado''.

El redactor Alfonso Chardy, de The Miami Herald, y el redactor Wilfredo Cancio Isla, de El Nuevo Herald, contribuyeron a este reportaje.

Tomado desde http://www.urgente24.com/

Um comentário:

Lígia L. R. disse...

Até a morte, Graça, o rejeita!
De verdade, gostaria que ele vivesse o suficiente para ver a liberdade tomar conta das ruas de Cuba e só depois, morresse de desgosto.
Enfim, D'us sabe o que faz.
Ele morreu sim.